fbpx

Más Madrid presenta sus alegaciones al Plan de Movilidad de Almeida, “una chapuza y anticuado” 

  • El grupo municipal considera que este plan, que está en fase de información pública, es de escasa calidad, se basa en datos desactualizados de hace más de tres años, no incluye mecanismos de control, ni se ha participado con ninguna entidad vecinal… 
  • Para la concejala Esther Gómez, se trata de un papel que realmente no tiene ninguna medida real que vaya a transformar de verdad la movilidad en nuestra ciudad, “ni siquiera contiene información fidedigna”, ha sentenciado 
  • Frente a la chapuza de Almeida, Más Madrid ha incluido en sus alegaciones una batería de alegaciones con medidas modernas y acorde a lo que necesita la ciudad en esta materia: M-35, ampliación real de BiciMAD, extensión de Madrid Central a toda la M-30,  
Imagen de la Gran Vía. Foto de Alev Takil en Unsplash
Gran Vía
Declaraciones Esther Gómez sobre el Plan de Movilidad

Madrid, 24 marzo 2022 

Más Madrid ha presentado esta semana sus alegaciones al Plan de Movilidad Madrid 360 -en proceso de información pública- al tratarse de un texto de escasa calidad, ya que basa el diagnóstico en datos escasos y desactualizados (todos previos a 2019), carece de la estructura formal que exigen los documentos de planificación y deja fuera de la redacción todos los mecanismos de control, tanto de la implantación de las medidas como de su eficacia. Así lo ha criticado la concejala Esther Gómez, para quien es fundamental que el plan se base en una información fidedigna del estado actual de la movilidad.  

“Un plan de movilidad necesita partir de buenos datos para responder a las necesidades de la ciudad. Pero si utiliza datos de hace más de tres años, anticuados, solo podemos esperar que el texto sea, cuando menos, poco creíble”, ha sentenciado la edil de la fuerza mayoritaria en la ciudad.  

Las alegaciones de Más Madrid se centran también en la falta de ambición del plan; la imprecisión en la definición de cómo se aplicarán las medidas propuestas; la falta de estudios económico-sociales (para valorar la pertinencia de las medidas) y económico-financiero para saber cuál será el encaje de las iniciativas en los presupuestos municipales y el impacto que tendrá en los mismos; y la ausencia de participación ciudadana a lo largo del proceso de redacción.  

Para Esther Gómez, este plan de Almeida “es una auténtica chapuza, ni siquiera ha sido participado por ninguna asociación ciudadana y tiene carencias importantes que animan a pensar que la voluntad es tener un papel para que parezca que están haciendo algo, pero no poner en marcha ninguna medida de verdad para hacer más sostenible la movilidad de la ciudad”.  

Medidas transformadoras de la movilidad frente al plan chapuza de Almeida 

Como primera fuerza política, la formación que lidera Rita Maestre, no solo ha desmontado este plan, sino que ha puesto sobre la mesa una batería de medidas transformadoras que sí mejorarían realmente la movilidad de Madrid:  

  • M-35 de transporte público completa.  
  • Demolición del paso elevado de la M-30 que separa los distritos de Retiro y Puente de Vallecas (Conecta Vallecas) 
  • Expansión de Madrid Central hasta el límite de la M-30, con las mismas condiciones de acceso previstas en la Ordenanza de Movilidad Sostenible de 2018.  
  • Ampliación de la ZBEDEP de plaza Elíptica hasta el límite de la A-42 con la M-40.  
  • Rediseño de la calle Bravo Murillo para convertirla en un eje que priorice el transporte público y las movilidades peatonal y ciclista.  
  • Reducción de capacidad de todos los accesos por carretera a la ciudad de Madrid en los tramos de competencia municipal, en línea con lo previsto en línea con la medida nº 2 del Plan A.   
  • Transformación del eje Atocha-Castellana en una vía urbana con un sistema de autobús rápido de alta capacidad, carriles bici, ampliaciones de acera y mejora de la biodiversidad.  
  • Firma de convenios con el MITMA para la construcción de carriles Bus o Bus-VAO en todos los accesos por carretera a la ciudad de Madrid.  
  • Municipalización inmediata y ampliación de BiciMAD a toda la ciudad con un servicio con la misma calidad para todos los distritos.  
  • Construcción antes de la finalización de 2023 de la Red Básica de Infraestructura Ciclista contemplada en el Plan Director de Movilidad Ciclista vigente.  
  • Adaptación de todos los entornos escolares para ser seguros, de acuerdo con las especificaciones previstas en la Ordenanza de Movilidad Sostenible de 2021 e incluyendo el control de velocidades no solo en la calle escolar sino también en todas las calles aledañas.  
  • Optimización y ampliación de la red de EMT para cubrir los nuevos desarrollos urbanos y dotarlos de una adecuada oferta de movilidad.  
  • Inclusión de los criterios de movilidad sostenible en la normativa urbanística, debiendo revisarse los Planes Parciales no ejecutados para reorientarlos para priorizar las movilidades en transporte público, peatonal y ciclista.  
  • Desarrollo de un plan específico de distribución urbana de mercancías que priorice la micrologística y el empleo de vehículos más sostenibles.  
  • Adelanto de la prohibición de la circulación de vehículos sin distintivo ambiental antes de 2025.  
Menú