fbpx

Más Madrid propone flexibilizar el uso del pañal en el segundo ciclo de educación infantil

Más Madrid ha registrado una Proposición No de Ley en la Asamblea de Madrid para que se dote de recursos a los centros educativos en el apoyo al proceso de retirada progresiva del pañal en los niños y niñas. Además, propone incluir en todo el segundo ciclo de educación infantil, de forma progresiva y empezando por el primer curso, un maestro más por cada dos líneas. En aquellos centros de línea uno, se incluirá un maestro más para todo el ciclo.

“El comienzo de curso es especialmente complicado para aquellos niños y niñas de 3 años y sus familias que se estrenan en el cole, y en Más Madrid queremos que desde el gobierno se les ponga más fácil, también a las profesoras de infantil. Por eso pedimos que se doten las aulas de más personal, al menos una educadora más por cada nivel de infantil, y que abandonar el pañal no sea una exigencia al entrar en el colegio, sino parte del currículum de aprendizaje del curso de 3 a 4 años. Todos los expertos saben que hay muchos niños y niñas que no estarán preparados hasta mitad del curso para dejar el pañal, pero que al final del mismo prácticamente el 100% lo habrán conseguido”, ha afirmado la diputada de Más Madrid, Raquel Huerta.

Para muchos niños y niñas el comienzo del segundo ciclo de infantil es un proceso complejo, ya que suele suponer el paso de que los niños y niñas estén todo el día con familiares o personas de referencia, o bien en una escuela infantil, más pequeña, con contacto directo y diario con las educadoras y educadores por parte de las familias, a un colegio mucho más grande y desconocido para sus hijos e hijas. Si este paso por sí solo no fuera lo suficientemente complicado para niños y niñas que pueden no haber cumplido aún los 3 años y sus familias, el problema se agranda cuando las niñas y niños viven de manera prematura la retirada del pañal por la obligación que plantea el centro escolar, sin que aún esté maduro para ello. El proceso de control de esfínteres supone un hito importante en el desarrollo de los infantes. Diversos estudios científicos, como el de desarrollo psicomotor de Haizea-Llevant, nos muestran que a los 30 meses, 2 años y medio, solo el 50% serán capaces de controlar los esfínteres. Seis meses después, con 3 años, lo hará el 75%. El 95% lo logrará con 42 meses, 3 años y medio y el 5% restante lo hará antes de los 4 años.

Es por ello que desde Más Madrid se propone que desde el Gobierno se doten recursos a los centros educativos para poner más facilidades al alumnado en un desarrollo que resulta fundamental para la evolución del o la menor.

Proposición No de Ley

PNL-Control-de-Esfinteres

Menú