fbpx

Más Madrid dice no a unas cuentas para 2022 que no cuadran y que carecen de un modelo de ciudad 
 

  • La portavoz de Más Madrid, Rita Maestre, ha asegurado que no apoyará un presupuesto regresivo propio de un mandato fallido y cuyos ejes siguen siendo el coche, la venta del suelo público, el abandono de los servicios públicos y el desprecio a los derechos de las mujeres y el colectivo LGTBI+ 
     
  • Sin modelo de ciudad no hay cuentas que valgan y por mucho que el alcalde intente disfrazar la realidad, la verdad es que menos ingresos suponen menos gasto y menos inversión en lo que de verdad necesita Madrid. Las cuentas no le cuadran a Almeida 
     
  • Las recetas de alcalde para Madrid: en vivienda, esquilmar el suelo público; en movilidad, grúas para los atascos; en salud, más coches y humo para seguir siendo la ciudad europea con más muertes por contaminación; en protección a la ciudadanía, abandono a los más vulnerables 

Madrid, 15 de noviembre de 2021 

Un presupuesto vacío para un mandato perdido, unas cuentas que reflejan que el Gobierno de Almeida carece de modelo de ciudad y que solo son para una parte de la ciudadanía, para los que más tienen. Así ha valorado hoy la portavoz de la primera fuerza política de la ciudad, Rita Maestre, el proyecto del Presupuesto General del Ayuntamiento para 2022 aprobado por la Junta de Gobierno. Más Madrid, ha constatado Rita Maestre, no va a apoyar un presupuesto cuyo eje sigue siendo el coche, la venta del suelo público, el abandono de la gestión pública de los servicios básicos de la ciudad y la vulneración diaria de los derechos de las mujeres o de los colectivos LGTBI+.  

Una vez más, el PP no ha querido contar con la oposición para diseñar unos presupuestos consensuados y acordes a las necesidades reales de la ciudad. Más Madrid está a la espera de que el Gobierno municipal le remita el proyecto del Presupuesto para el próximo año para poder analizarlo partida a partida. No obstante, a la líder de la oposición lo planteado hoy le parece una estafa, papel mojado y sin la ambición que se merece la capital.  
 

Además, para el grupo municipal, el hecho de que en el mandato anterior los datos del presupuesto estuvieran publicados y a disposición de todo el mundo el mismo día de su presentación a los medios y hoy no haya “nada”, denota una vez más la falta de transparencia y oscurantismo del equipo de Almeida.  

No hay modelo de ciudad y a Almeida no le cuadran las cuentas  

“Sin modelo de ciudad no hay cuentas que valgan y por mucho que el alcalde intente convencernos y disfrazar la realidad, la verdad es que menos ingresos suponen menos gasto y menos inversión en lo que de verdad necesita Madrid”.  Almeida ha hecho un agujero en las cuentas públicas, dejando al mínimo su capacidad recaudatoria y dilapidando los más de 1.000 millones de superávit con los que se cerró el mandato anterior. Más Madrid teme que las cuentas del Ayuntamiento entren en déficit este año. “Todo para nada, porque nadie recuerda nada de lo que ha hecho en dos años este alcalde, salvo parches y  desgobierno”. 
 
En un momento en el que toca transformar la ciudad para hacerla más saludable, más verde y más vivible; cuando hay que generar oportunidades de empleo y actividad para las miles de personas que ha dejado atrás esta crisis; cuando toca reforzar los servicios públicos y proteger los derechos de todos los colectivos que la ultraderecha vulnera a diario con su discurso del odio, Almeida presenta unas cuentas que no le cuadran. 

 
La pérdida de ingresos que está generando la política fiscal del PP – que solo beneficia a los que más tienen – y a la que ahora se une el agujero de la plusvalía, deja a miles de madrileñas y madrileños atrás. A todas aquellas personas que siguen sufriendo la crisis social que ha dejado a su paso la pandemia y necesitan más gasto y más inversión en una ciudad más saludable, justa y vivible.  

El presupuesto del Gobierno municipal fía todo a los fondos europeos, a la eliminación de las reglas fiscales, al nuevo decreto de plusvalía que no resolvió el PP… , lo que demuestra, una vez más, la incapacidad de gestión de un gobierno cada vez más débil que abandona a la población más vulnerable.  

Este presupuesto no resuelve los problemas que hoy tienen las madrileñas y madrileños: en vivienda, Almeida ya ha dicho lo que va a hacer, nada, salvo esquilmar el suelo público; en materia de movilidad, una solución muy ‘sostenible’, grúas para los atascos;  en materia de salud, más coches y más humos en el centro y más metano de Valdemingómez…, así es como gobierna el alcalde, con políticas para continuar siendo la ciudad europea con más muertes por contaminación.  
 
E invirtiendo el dinero público en difundir un ranking inventado de ciudades que coloca a Madrid como la segunda más sostenible del mundo, en títulos pagados sin mérito alguno como la Capital Mundial del Deporte o en la usurpación ilegítima de galardones como Green Capital. Por no hablar del desprecio absoluto a los derechos de las mujeres y del colectivo LGTBI+ o del completo abandono de los servicios públicos. / 

Menú