Más Madrid propone un paquete de medidas urgentes para respaldar al sector de la cultura en Madrid

  • La crisis va a afectar muy duramente a un sector ya de por sí precarizado. Más Madrid plantea un paquete de medidas de ámbito estatal, autonómico y municipal, ya que la concentración de profesionales de la cultura en Madrid es uno de los mayores en España con un 5,4% 
  • Cumplimiento de los contratos prometidos, optando por la reprogramación en vez de la cancelación, la no suspensión de los contratos con las administraciones públicas (para evitar los ERTES), reducción de las cuotas a la Seguridad Social y apoyo a los espacios culturales ante los gastos por alquiler 
  • La diputada autonómica Jazmín Beirak y la concejala del Ayuntamiento de Madrid Pilar Perea han detallado todas las medidas de emergencia y han agradecido que en estos días todas buscamos compañía, consuelo y supervivencia en la cultura

Madrid, 19 de marzo de 2020

Agilidad en los pagos pendientes de las administraciones públicas y cumplimiento con los contratos comprometidos. Reducción de obligaciones fiscales y con la Seguridad Social durante 2020 y 2021 (RETA, IBI, IRPF, IVA). Apoyo a los espacios culturales frente a los gastos por alquiler. Desgravación del gasto cultural en el tramo autonómico del IRPF de los ciudadanos durante 2020 y 2021. Y aumento de inversión en cultura, ampliación de las líneas de ayudas al sector cultural y nuevas líneas de crédito y financiación. Son la base del paquete de medidas fundamentales que Más Madrid Comunidad y Ayuntamiento proponen hoy para apoyar al sector de la cultura de Madrid.

La crisis va a afectar muy duramente a un sector ya de por sí precarizado y Más Madrid plantea una línea de medidas integral de ámbito estatal, autonómico y municipal, puesto que la concentración de profesionales de la cultura en Madrid es de las mayores de España con un 5,4%. Acciones que están vinculadas a las competencias del Ayuntamiento y de la Comunidad, cuya implementación debe realizarse de modo urgente y a medio plazo.

Entre las acciones de emergencia figuran el cumplimiento de los contratos prometidos optando por la reprogramación en lugar de por la cancelación, por la no suspensión de los contratos establecidos por las administraciones públicas, para evitar los ERTES, por la reducción de las cuotas a la seguridad social y el apoyo los espacios culturales frente a los gastos por alquiler.

Para la diputada de Más Madrid Jazmín Beirak “las necesarias medidas sanitarias que nos están obligando a la población a permanecer en nuestras casas han supuesto un parón absoluto de la actividad artística en vivo en todas sus expresiones: teatrales, musicales, de la danza, exposiciones, ferias y proyectos culturales de toda clase”.

Una situación “terrible” de parada total de actividad y, por tanto, de ingresos, con un horizonte aún muy incierto de regreso a la normalidad, “que implica unas consecuencias económicas devastadoras sobre un sector ya de por sí muy precarizado”, ha enfatizado la diputada autonómica.

También en lo autonómico y local, Más Madrid considera necesaria una reducción de obligaciones fiscales y tasas y la desgravación del gasto cultural en el tramo autonómico del IRPF para fomentar el consumo.

Por su parte, la concejala del grupo municipal de Más Madrid en el Ayuntamiento Pilar Perea ha apuntado que, “paradójicamente, en esta necesaria reclusión en nuestras casas, todos/as estamos buscando consuelo, compañía y supervivencia en la cultura: leyendo, viendo películas, series, teatro on line, escuchando música…”

El trabajo de artistas, músicos, escritores, directoras de cine, guionistas, gestoras, editores, iluminadoras, dibujantes, mediadoras, creadores y creadoras en general “nos está acompañando ya en estos días de recogimiento”, agradeció Pilar Perea. Por eso, añadió la concejala, son imprescindibles las siguientes actuaciones de respaldo al sector, que deben llevarse a cabo de manera inmediata y a medio plazo.

Medidas de emergencia

  • Diagnóstico pormenorizado a partir de la información y datos aportados por el propio sector, para conocer el efecto e impacto económico de la suspensión de la actividad en el sector .
  • Agilidad en los pagos pendientes de las administraciones públicas a profesionales y empresas del sector de la cultura, en lo que respecta a facturas ya emitidas que no han sido abonadas y subvenciones cuyo pago aún no ha sido tramitado. 
  • Cumplimiento con los contratos comprometidos, optando por la reprogramación de las actividades en lugar de su cancelación. Abono de un porcentaje de los honorarios previstos en esas actividades con el fin de combatir la falta de ingresos y liquidez actual. Priorización en la tramitación de estos pagos, en especial, aquellos que hayan implicado inversión o gasto previo de los profesionales de la cultura.
  • Garantía en el empleo de los profesionales del sector cultural. Las administraciones públicas no suspenderán contratos y, por tanto, no se aplicarán ERTEs en Administraciones Públicas ni empresas dependientes de ellas. En el caso de que las empresas privadas del sector de la cultura lleguen a la situación de tener que aplicar un ERTE, han de garantizar que todos los trabajadores y trabajadoras vuelven a sus condiciones anteriores al impacto de esta crisis. Durante estas suspensiones de empleo todos los profesionales deben cobrar el 100% de su base reguladora o salario.
  • Flexibilidad y facilidad para tramitar la prestación por cese de actividad para trabajadores autónomos que hayan visto disminuida su facturación en este período. Esta prestación deberá ser compatible con la exoneración y reducción de las cuotas a la Seguridad Social que soportan dichos autónomos, así como con el resto de medidas que se aplique.  
  • Exoneración y/o reducción de las cuotas a la Seguridad Social hasta diciembre de 2020, para aquellos/as trabajadores dados de alta en el régimen especial de trabajadores autónomos. Los periodos de desempleo consumidos durante esta suspensión no podrán perjudicar en ningún caso el reconocimiento de futuras prestaciones de desempleo.
  • Ampliación de los plazos de ejecución de las actividades y justificación de las subvenciones concedidas teniendo en cuenta elementos como el período elegible de gasto para todas las actividades subvencionadas. 
  •  Apoyo a los espacios culturales frente a los gastos por alquiler. Mediante la moratoria de alquileres durante el paro de actividad y/o líneas de ayuda al alquiler para dichos espacios. Aplicación del beneficio de la devolución del IBI sobre los inquilinos. Impulso desde la Administración de acuerdos entre propietarios e inquilinos para llegar a soluciones de viabilidad.
  • Aplazamiento sin penalización de impuestos de carácter estatal como IVA o Impuesto de Sociedades durante 2020 y reducción temporal de los tipos de IVA de honorarios artísticos, entradas, libros, música y servicios artísticos en general durante 2020 y 2021.

Medidas de promoción y fomento para la rápida recuperación del sector 

  • Aumento de la inversión pública estatal en cultura, tanto a través de presupuestos propios como a través de los fondos movilizados por la Unión Europea dirigidos a los sistemas de atención de la salud, las PYME, los mercados laborales y otras partes vulnerables de la economía.
  • Ampliación de las líneas de ayudas al sector cultural en 2020 y 2021, permitiendo la incorporación de gastos de estructura como gasto subvencionable, aumentando los gastos indirectos imputables, así como que sea subvencionable la cuota de autónomos, los gastos de seguridad social y los honorarios. 
  • Nuevas líneas de crédito y financiación libres de intereses dirigidas, tanto a industrias culturales como a profesionales autónomos, freelances y colectivos culturales, cuya facturación se haya visto significativamente minorada en 2020. 
  • Campaña de comunicación y sensibilización ciudadana para la vuelta a la actividad cultural. Puesta en valor de la cultura y de su importancia. Financiación de campañas de promoción, rebajas en las entradas durante un periodo inicial, y actividades destinadas a población vulnerable, escolares y tercera edad. 
  • Casilla cultural. Una nueva casilla específica destinada a Fines Culturales introducida en el Modelo 100 de la Declaración del Impuesto de la Renta de las Personas Físicas, con un contenido y aplicación idéntico a las actuales casillas destinadas a la Iglesia y los Fines Sociales.

Medidas específicas de ámbito local y autonómico

  • Garantizar la ejecución presupuestaria municipal y autonómica en su integridad y aumentar la inversión pública local y regional en el sector cultural.
  • Reducción de obligaciones fiscales y tasas locales y autonómicas durante 2020 y 2021 a quienes se han visto afectados por la crisis en impuesto como el IBI, IRPF (en su tramo autonómico) o la exención de tasas a los rodajes.
  • Desgravación del gasto cultural en el tramo autonómico del IRPF de los ciudadanos durante 2020 y 2021, con el fin de fomentar y promover una recuperación rápida del sector. 
  • Flexibilidad y agilidad en la contratación de servicios culturales y artísticos durante 2020 y 2021. 
  • Ampliación de las fechas de exhibición y número de días de programación a cuenta del periodo del primer semestre en la Red de Teatros de la Comunidad de Madrid. No contabilización del semestre actual en el cómputo de semestres a los que puede tener acceso un espectáculo. /

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.
Necesita estar de acuerdo con los términos para continuar

Menú