Más Madrid reclama que la emergencia alimentaria sea la máxima prioridad política 

  • Para Más Madrid, “luchar contra el hambre y la pobreza tiene que ser lo primero. No podemos esperar ni un minuto”
  • Se proponen, entre otras iniciativas, la puesta en marcha de una tarjeta monedero para las familias más vulnerables, el aumento de la plantilla de trabajadores sociales o que se haga uso del superávit presupuestario de 2019
Fachada del Palacio de Cibeles el 20 de marzo con la bandera de 'Gracias'.

El grupo municipal de Más Madrid presentará en el pleno del próximo viernes 29 de mayo una proposición que tiene como objetivo dar una respuesta urgente a la situación de emergencia alimentaria que vive nuestra ciudad. 

En la proposición, que será defendida por la portavoz de medios, Rita Maestre, se hace referencia al reciente estudio de la Federación Regional de Asociaciones de Vecinos (FRAVM), que pone en evidencia que las redes vecinales están suministrando alimentos a más 5.000 familias, un total de 20.000 personas y que, desde el inicio del estado de alarma,  han atendido peticiones de ayuda a 10.076 hogares. Asimismo, los servicios sociales municipales reconocen atender a 82.000 personas al día. 

Estos datos nos dan idea de la gravedad de la situación, que también vemos todos los días en nuestras calles en las grandes colas de personas que esperan una bolsa de comida y productos básicos.

Para Más Madrid, “la ciudad de Madrid se enfrenta a una emergencia alimentaria de primera magnitud y de la que probablemente sólo estemos viendo el comienzo. Es el momento, pues, de tomar medidas para intentar dar respuesta a lo que sin duda debe ser la preocupación primera de cualquier administración: luchar contra el hambre y la pobreza. No podemos esperar ni un minuto.

Esta y ninguna otra debe ser la primera preocupación y prioridad de la Corporación municipal: “es sencillamente intolerable que en una ciudad rica como Madrid las colas del hambre llenen las aceras de los barrios más vulnerables”

Las iniciativas de urgencia propuestas por Más Madrid son: 

  • Que se garantice la  cobertura de una alimentación suficiente y saludable para todas las familias en situación de vulnerabilidad, a través de un Plan Municipal contra la Emergencia Alimentaria. Al objeto de materializar ese objetivo se ha de diseñar una respuesta que garantice la igualdad en el acceso a ese derecho, independientemente del distrito en que se viva. Una respuesta estructural y no coyuntural.
  • Puesta en marcha de las Tarjeta monedero para vehicular las ayudas de emergencia, recargable para la compra de alimentos y productos básicos en los mercados municipales y comercios de barrio, y que pueda incorporar en todo momento el cheque para aquellos servicios que haya que abonar a terceros por parte de las familias en situación de vulnerabilidad. Se priorizará la entrega de tarjeta o el abono de ayudas económicas frente a entrega de alimentos o menús para evitar la estigmatización de los beneficiarios. 
  • Que se haga uso del superávit presupuestario de 2019 para financiar las necesidades básicas de la población en situación de emergencia alimentaria, tal y como habilita el Real Decreto-ley 8/2020, de 17 de marzo, de medidas urgentes extraordinarias para hacer frente al impacto económico y social del COVID-19 (posteriormente desarrollado en el Real Decreto-ley 11/2020, de 31 de marzo, por el que se adoptan medidas urgentes complementarias en el ámbito social y económico para hacer frente al COVID-19, y aparece recogido en el decreto del Alcalde de Madrid de 5 de Mayo por el que se establecen medidas presupuestarias en relación con los gastos extraordinarios destinados a hacer frente al impacto económico y social derivado del Covid-19.
  • Aumento urgente de la plantilla de los trabajadores sociales y mediadores municipales, hasta alcanzar la cifra de uno por cada tres mil habitantes, lo que significa, teniendo en cuenta que en la actualidad hay 527, llegar a la cifra de 1.088, es decir, aumentar en 458 el número de trabajadores sociales.
  • Agilizar la tramitación de ayudas de emergencia social, en plazos razonables de 48-72 horas desde la solicitud, así como agilizar y simplificar los trámites necesarios para el reconocimiento de la Renta Mínima de Inserción, ajustándose a  los plazos que marca la ley (Ley 15/2001, de 27 de diciembre, de renta mínima de inserción en la Comunidad de Madrid y Decreto 126/2014, de 20 de noviembre, del Consejo de Gobierno, por el que se aprueba el Reglamento de la Renta Mínima de Inserción en la Comunidad de Madrid.)
  • Apertura de cocinas comunitarias aprovechado la existencia de cocinas industriales ubicadas en espacios municipales (escuelas infantiles, centros de mayores, colegios, etc.) para ofrecer alimentación saludable a los y las niñas con becas de comedor y a las familias en situación de vulnerabilidad y en exclusión social. La materia prima alimentaria procederá de productores y comercios de proximidad, de manera que el presupuesto público revierta y reactive el consumo en el ámbito de proximidad.
  • Creación de una mesa de coordinación de la emergencia alimentaria en Madrid, que coordine y lidere desde el área correspondiente y con la participación del resto de partidos políticos y colectivos vecinales,  todas las acciones que se tomen en la ciudad relativas a esta problemática.
  • Reconocimiento público a la inmensa labor realizada por el tejido social y vecinal de la ciudad. Mientras su labor siga siendo necesaria porque las administraciones aún no lleguen a todas las familias que lo necesitan, el Ayuntamiento debe escuchar sus necesidades y facilitar su labor, en términos logísticos (cesión de locales municipales, contenedores para la recogida de residuos, etc). /

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.
Necesita estar de acuerdo con los términos para continuar

Menú